Ocultar
Diabetes en Gatos

Historia en Breve -

  • La diabetes en los gatos casi siempre se puede prevenir con una alimentación saludable y ejercicio
  • La mayoría de los casos de diabetes en los gatos ocurren en gatos de mediana edad o mayores, con sobrepeso u obesos, que llevan una alimentación seca
  • Otros factores que contribuyen son un estilo de vida sedentario y vacunarlos de más
  • La nutrición perfecta para la mayoría de los gatos, incluyendo a los gatitos diabéticos es un régimen de comida fresca que no contenga almidón proveniente de granos
  • La prevención de las enfermedades siempre debe ser el objetivo, no sólo para la salud y bienestar de tus gatos, sino también porque cuidar de un gato diabético consume mucho tiempo y dinero
 

Puede Tomar Años Para Resolver Este Problema, Así Que Elige la Ruta de Prevención

Agosto 16, 2016 | 1,979 vistas
| Available in EnglishAvailable in English

Por la Dra. Becker

Recientemente encontré un artículo bastante sorprendente en una página web de mascotas que ofrece principalmente consejos veterinarios convencionales.

El tema era tratar la diabetes en felinos de forma natural, y me agradó ver que el autor enfatizaba en lo necesario que es que los padres de las mascotas se concentren en la alimentación y el ejercicio.

“Las dos mejores cosas que cualquier padre de gatos puede hacer para ayudar a protegerlos de la diabetes,” escribe la veterinaria Tara Koble de The Cat Doctor Veterinary Hospital, en Boise, Idaho, “es alimentarlos con comida enlatada de la mejor calidad, cruda y baja en grasas que sea posible.”

“La segunda cosa importante que puede hacer para ayudar a prevenir la diabetes,” continúa Koble, “es que su gato se mueva. El ejercicio protege contra la diabetes, y a los gatos domesticados normalmente les hace falta estar más activos.”1

Es importante resaltar que Koble menciona la alimentación y el ejercicio como una forma de prevenir la diabetes en los gatos, ya que una vez que la adquieren, muchos gatitos necesitan insulina además de un cambio en su alimentación y un estilo de vida.

La insulina es una hormona anabólica cuyo trabajo es mover el azúcar, aminoácidos, electrolitos y ácidos grasos dentro de las células del cuerpo de tu mascota.

Una deficiencia de insulina causará que estas sustancias vitales se queden fuera de las células. Esto causa que las células se mueran de hambre mientras que están rodeadas de los nutrientes que necesitan para sobrevivir.

Si el cuerpo de tu gato produce suficiente insulina, pero las células no usan de la manera adecuada los nutrientes que reciben (se vuelven resistentes), el resultado es el mismo: las células se mueren sin nutrientes.

La Diabetes Existe con Más Frecuencia en Gatos con Sobrepeso y con una Alimentación Seca

Es triste que dentro de la última década, los índices de diabetes felina hayan subido alarmantemente. Esta enfermedad aparece con más frecuencia en gatos adultos con sobrepeso u obesos que llevan una alimentación a base de comida seca.

Ya que la comida seca es biológicamente inapropiada para la nutrición de los gatos (es alta en calorías y deficiente en proteína de alta calidad), tiene sentido que comerla por toda su vida podría ocasionarle diabetes a los gatos adultos.

Si se diagnostica a tiempo, y todos aquellos en la vida del gato se comprometen a controlar la enfermedad, es posible normalizar los niveles de glucosa y poner a la diabetes en remisión — lo que significa que el gato ya no necesitará insulina u otros medicamentos.

Desgraciadamente, en los gatos que tienen diabetes por un periodo significativo de tiempo, las células del páncreas pueden estar exhaustas y ya no ser capaces de producir insulina. En este caso, el animal puede requerir una terapia de insulina por el resto de su vida.

Las 3 Principales Causas de Diabetes en Gatos

1. Obesidad/Alimentación Alta en Carbohidratos

La obesidad es por mucho la causa predominante de la diabetes felina. La mayoría de los gatos en Estados Unidos llevan una alimentación alta en calorías, alta en carbohidratos, aunque ni siquiera requieren de granos como el maíz, trigo, arroz, soya, mijo o quínoa como fuente de energía.

La comida seca sin granos simplemente ha añadido confusión al problema y también contribuye a la obesidad y las epidemias de diabetes que hemos estado experimentando en las mascotas.

A pesar de no tener granos, estos regímenes tienen muchas calorías y contienen papas altas en glicémicos, garbanzos, chícharos, o tapioca, los cuales requieren que el cuerpo produzca una cantidad considerable de insulina.

Todos los carbohidratos (almidón) en la comida de tu gato — que pueden ser hasta el 80 % — se convierten en azúcar. El exceso de azúcar puede resultar en diabetes.

Puedes ayudarle a tu gato a conservar su línea al darle una alimentación apropiada para su especie, con porciones controladas, húmeda, y balanceada que consista de una variedad de fuentes de proteína no adulterada, grasas saludables y suplementos nutricionales específicos de ser necesario.

2. Estilo de Vida Sedentario

Los gatos mascotas, especialmente los gatitos caseros, llevan la misma vida sedentaria que sus dueños. No es una completa falta de movimiento — sólo no lo suficiente de lo que es benéfico para la salud.

Si el Sr. Bigotes está acostado en la casa todo el día mientras tú estás en el trabajo, su ritmo cardiaco no se eleva los 20 minutos al día que necesita para lograr una condición cardiovascular buena.

A menos que le des motivación a tu gatito para que se mantenga físicamente activo, su esfuerzo será anaeróbico — cortos momentos de energía seguidos de largos periodos de reposo. El ejercicio anaeróbico no le dará condición al corazón de tu mascota ni quemará las calorías que ésta consume.

Yo recomiendo por lo menos 20 minutos diarios de ejercicio aeróbico para tu mascota. Con los gatos se tiene que ser muy creativo, pero se puede lograr, usualmente con muchos juegos de perseguir plumas.

3. Demasiadas Vacunas

Cada vez más investigaciones conectan las enfermedades autoinmunes a la diabetes tipo II en los perros. Aunque por el momento hay pocas sobre los gatos, considero que es mejor tomar precauciones y asumir que sucede lo mismo en los gatitos.

Se cree que las enfermedades inmunes sistemáticas o autoinmunes son producto de una sobre estimulación del sistema inmune. Una de los principales formas en que el sistema inmune de tu gato puede ser sobre estimulado es por medio de las vacunas contra las enfermedades a las que ya se ha inmunizado.

Si has vacunado a tu peludo amigo en el pasado, yo recomiendo que encuentres un veterinario que le haga un análisis para medir la respuesta de los anticuerpos a las vacunas anteriores. Los resultados del análisis te dirán si la vacunación es necesaria, y para cuál enfermedad en específico.

La Nutrición Ideal Para Todos los Gatos, Incluyendo a los Gatos con Diabetes

Desgraciadamente, muchos veterinarios siguen recomendando regímenes alimenticios comerciales o recetados, que son totalmente inapropiados para los gatos diabéticos. Estos alimentos normalmente contienen una pequeña cantidad de proteína a base de desechos y una gran cantidad de fibra y almidón (carbohidratos).

La teoría detrás éstas fórmulas es que la alimentación baja en calorías fuerza a la carnívoros a quemar el exceso de grasa en el cuerpo. El problema es que la mayoría de los gatos con alto grado de diabetes no tienen ningún exceso de grasa que quemar.

Además, un régimen deficiente en proteínas de alta calidad obligará al cuerpo de tu gato a metabolizar su propio músculo, lo que contribuye a la pérdida de músculo y a la debilidad en las patas traseras que es característica de la neuropatía diabética.

La nutrición ideal para los gatos es la carne fresca y sin procesar, órganos y huesos, y una poca cantidad de vegetales. Desafortunadamente, ya que la mayoría de los gatos adultos con diabetes pasaron sus vidas comiendo comida para mascotas comercial y procesada — normalmente croquetas — puede ser un gran reto que un gatito con poco o nada de apetito comience un nuevo régimen.

Si éste es el caso de tu gato, yo recomiendo añadir la mayor cantidad posible de comida enlatada para gatos, sin granos ni papas a la alimentación normal de tu mascota. Lo importante es asegurarse de que tu gatito está comiendo bien todos los días, y si eso implica tener que seguir dándole comida seca, entonces es lo que debes hacer.

Sólo asegúrate de también alentarlo a comer un poco de comida enlatada por las proteínas y humedad que provee.

Con un tratamiento adecuado (que casi siempre incluye cambios en la alimentación), muchos gatos diabéticos pueden lograr la remisión. A mi paciente Biddie, cuya diabetes no respondía a la mayoría de los tipos de insulina, incluso con las dosis más recomendadas, tomó 3 años. Biddie ha sido uno de los casos más difíciles que he tratado, pero con la perseverancia de su dueño, logramos ponerla en remisión.

El mayor contribuidor a la diabetes felina es, por supuesto, la obesidad. Las mascotas desarrollan sobrepeso a través de una combinación de una alimentación inapropiada, falta de un control de porciones e insuficiente actividad física.

Si quieres hacer todo lo posible para evitar que a tu gato le de diabetes, debes seguir concentrándote en que permanezca delgada. Dale una alimentación apropiada para su especie, húmeda, con porciones controladas y asegúrate de que se ejercite un poco durante el día.

En la Mayoría de los Casos la Diabetes Felina se Puede Prevenir Completamente

El tratamiento de la diabetes es complejo y toma mucho tiempo. Involucra monitorear regularmente los niveles de glucosa en la sangre, cambios continuos en la alimentación, inyecciones de insulina o medicina para regular la glucosa y mantener constantemente vigilado a tu gatito enfermo.

Visitar frecuentemente al veterinario es parte de su vida, y los costos de las consultas, exámenes, procedimientos médicos y terapia de insulina son bastantes. La empresa aseguradora de mascotas Trupanion reporta que el tratamiento para la diabetes, incluyendo los análisis de sangre regulares y la medicina a largo plazo durante toda la vida del animal, puede costar hasta $10 000 dólares.2

Sin mencionar que el costo a la salud de tu mascota y a su calidad de vida puede ser devastador. Así que por el bien de tu apreciado amigo felino, espero consideres seriamente la importancia de la nutrición, el ejercicio y el mantener a tu mascota con un peso saludable para prevenir la diabetes y otras enfermedades graves.

[+] Fuentes y Referencias