Ocultar
Comida Cruda Para Mascotas

Historia en Breve -

  • Recientemente, los científicos descubrieron que los bacteriófagos, un tipo de virus de origen natural, pueden reducir drásticamente la salmonela en alimentos crudos para mascotas
  • Los bacteriófagos están presentes en el interior y exterior de la mayoría de los seres vivos en la Tierra, así como en el océano
  • Estos están aprobados por la FDA para ser utilizados en alimentos para humanos, y también son seguros para perros y gatos
  • Un pequeño número de fabricantes de alimentos crudos para mascotas en los Estados Unidos y Canadá, ya utilizan la tecnología de fagos
  • En un estudio, un rociador de fagos redujo entre un 60 y 92 % la cantidad de salmonela en los ingredientes de los alimentos crudos para mascotas
 

Rociar un Poco de Esto Crea Alimentos Para Mascotas Más Seguros

Noviembre 28, 2016 | 2,540 vistas
| Available in EnglishAvailable in English

Por la Dra. Becker

Tengo grandes noticias para todos los que proporcionan alimentos crudos a sus mascotas, así como para los que piensan hacer la transición a una alimentación cruda para su perro o gato, pero están preocupados por las bacterias patógenas.

Generalmente, un debate acerca de virus involucra a las enfermedades que los causan y cómo erradicarlas. Sin embargo, existen algunos virus de origen natural que son realmente beneficiosos, y recientemente, los científicos han descubierto que ciertos virus llamados bacteriófagos (o simplemente, fagos) pueden reducir la presencia de salmonela, listeria, y E. coli en los alimentos para mascotas.

Recientemente, se publicaron sus descubrimientos en la revista Bacteriophage.1 Aún más importante, los fagos son seguros en los alimentos para perros y gatos. Ellos han sido aprobados para utilizarse en alimentos humanos bajo la regla Generalmente Reconocido como Seguro (GRAS, por sus siglas en inglés) de la FDA.

Los "Comedores de Bacterias" Son Virus de Origen Natural Que Atacan y Eliminan Patógenos Específicos Que Provienen de Alimentos

Los bacteriófagos (del griego ‘comedores de bacterias’), como su nombre lo indica, son virus que atacan bacterias específicas, infectándolas y matándolas. Los fagos son omnipresentes, lo que significa que se encuentran en todas partes de la Tierra — están dentro de nuestros cuerpos, nuestra piel, el suelo, en el interior y exterior de las plantas y animales, e incluso en el océano.

Intralytix, Inc. es una empresa que desarrolla productos naturales para matar a los patógenos nocivos de origen alimenticio, y describe los virus de esta manera:

"Los típicos fagos tienen cabezas ahuecadas, donde se almacena su ADN, y colas en forma de túnel, cuyas puntas tienen la capacidad de unirse a moléculas específicas sobre la superficie de las bacterias objetivo.

Posteriormente, el ADN del fago es inyectado a través de la cola del fago en la célula huésped, donde dirige la producción de la progenie de fagos, a menudo más de 100 entre 20 y 40 minutos. Estos fagos ‘jóvenes’ salen de la célula huésped, la matan, e infectan más bacterias.

Los fagos son muy específicos. Solo pueden infectar a sus bacterias objetivo, y no producen ningún efecto en las células de los seres humanos, animales, plantas, insectos, y etc.".2

Algunos Fabricantes de Alimentos Crudos Para Mascotas en los Estados Unidos y Canadá Ya Utilizan la Tecnología

Cuando se trata de alimentos crudos para mascotas, los fagos presentan una oportunidad para proporcionar un control de bacterias naturales en vez de productos químicos sintéticos o técnicas de fabricación agresiva (incluyendo la pasteurización a alta presión), que es realmente emocionante.

Según el autor del estudio, Nitzan Soffer, científico de investigación en Intralytix, en una entrevista con Petfood Industry:

"Hay un pequeño pero cada vez más numeroso grupo de fabricantes, tanto en los Estados Unidos como en Canadá, que utilizan bacteriófagos en la producción de alimentos para mascotas".3

Personalmente, conozco al menos un fabricante de alimentos crudos para mascotas en los Estados Unidos, que usa la tecnología — Darwin's Natural Pet Food.

A diferencia de otros métodos utilizados para matar los agentes patógenos; como por ejemplo, la irradiación, presurización, o lavados de cloro; los bacteriófagos no afectan el color, sabor, textura, o el olor de los ingredientes. Es un enfoque 100 % natural para matar las bacterias en los alimentos crudos.

Asimismo, la tecnología fago es menos costosa y más fácil de usar que otros métodos. Se aplica en los ingredientes como un fino rocío, por lo que los fabricantes de alimentos crudos — muchos de los cuales son pequeños operadores — no necesitan comprar equipos altamente especializados.

Le pregunté a James Pendergast, Gerente de producto de Darwin, por qué decidieron continuar utilizando fagos para controlar las bacterias potencialmente patógenas.

"Todos estamos de acuerdo que, para un animal sano con un sistema inmunológico no comprometido, las cargas normales de bacterias que se encuentran en los alimentos frescos usualmente no son un problema", dijo Pendergast.

"Sin embargo, en nuestro compromiso continuo con la seguridad", continuó, "es prudente asumir que hay algunas situaciones en las que un animal (o su cuidador) podrían ser más vulnerables a las bacterias que son omnipresentes en determinados productos alimenticios, tales como la carne cruda.

Creemos que los bacteriófagos son una solución efectiva, natural y no química, cuando es aplicada en un enfoque con múltiples obstáculos para abordar los patógenos de origen alimenticio en los alimentos crudos para mascotas a base de carne.

Asimismo, esto representa un enfoque menos invasivo, en comparación con otros tratamientos, tales como la irradiación y HPP (pasteurización a alta presión), los cuales se utilizan actualmente en la industria de alimentos para mascotas".

Biopreservación: Un Enfoque Ecológico Benigno Para la Conservación de Alimentos

El uso de bacteriófagos para reducir los patógenos en los alimentos cae en la categoría de "biopreservación", que es definida como "... el uso de un microbioma natural o controlado o antimicrobianos, como una forma de conservar los alimentos y extender su vida util".4

Curiosamente, la biopreservación de los alimentos ha sido practicada desde los primeros tiempos, al principio involuntariamente, y más recientemente, como resultado de un número cada vez mayor de pruebas científicas que demuestran su eficacia. Es considerado un enfoque ecológico benigno para la preservación de alimentos.

Sin embargo, durante los años ‘50s, los científicos se interesaron mucho en la investigación y desarrollo de antibióticos de amplio espectro, y los estudios de bacteriófagos pasaron a un segundo plano. Sin embargo, ahora que las comunidades médicas y científicas intentan resolver el problema de las bacterias resistentes a los antibióticos, la investigación sobre los bacteriófagos ha recobrado el impulso.

Estudio Muestra Que los Fagos Reducen en un 60 y 92 % la Contaminación por Salmonela en los Ingredientes de Alimentos Para Mascotas

Los investigadores, dirigidos por Soffer, evaluaron un producto de Intralytix llamado SalmoLyse®:

"Los ingredientes activos en SalmoLyse® son bacteriófagos líticos naturales que eliminan la salmonela de manera selectiva y específica, incluyendo las cepas pertenecientes a los serotipos más comunes/altamente patógenos Typhimurium, Enteritidis, Heidelberg, Newport, Hadar, Kentucky, Thompson, Georgia, Agona, Grampian, Senftenberg, Alachua, Infantis, Reading y Schwarzengrund.

SalmoLyse® está diseñado específicamente para tratar los alimentos para mascotas que tienen un alto riesgo de contaminación por salmonela".5

Se evaluaron los fagos contra la salmonela en una variedad de ingredientes de alimentos crudos para mascotas, incluyendo atún, melón, lechuga, pavo y pollo crudo. Los alimentos estaban contaminados con entre una y tres cepas diferentes de bacterias de salmonela.

El SalmoLyse ® fue rociado sobre los ingredientes y redujo la cantidad de salmonela entre 60 y 92 %, en función del ingrediente y concentración del fago utilizado. Usar concentraciones más fuertes demostró ser más eficaz para reducir los niveles de salmonela, independientemente del ingrediente.

Parte del estudio también incluyó un ensayo de dos semanas de alimentación en el que 12 perros y 12 gatos fueron alimentados con croquetas secas tratadas con SalmoLyse® (no estoy segura por qué no se les proporcionaron alimentos crudos). Ninguno de los animales mostró signos de enfermedad o problemas digestivos.

Los Fagos Solamente Eliminan Bacterias Patógenas, Sin Dañar las Bacterias Benéficas

Los autores del estudio advierten que los fagos “no son una fórmula milagrosa" y deben ser utilizados junto con otros métodos para reducir o eliminar patógenos en los alimentos para mascotas. En parte, esto se debe a que los fagos atacan solo a bacterias específicas. Por ejemplo, SalmoLyse® ataca a la salmonela, pero no a la listeria o E. coli.

Sin embargo, aquí está la ventaja, según Soffer:

"Por otro lado, a causa de esta especificidad, los bacteriófagos no afectarán al microbioma normal, y a las bacterias frecuentemente beneficiosas, en los alimentos para mascotas; y por lo tanto, no afectarán perjudicialmente el valor nutritivo de los alimentos".6

Los "cócteles" de fagos, que son combinaciones de bacteriófagos, pueden ser desarrollados para abordar una variedad de diferentes especies de bacterias, que es lo que hace Darwin para lograr el control natural de diversas y diferentes bacterias potencialmente patógenas.

Cuestiones Que Todo Dueño de Mascota Deben Saber Sobre la Salmonela y al Proporcionar Alimentos Crudos

Me doy cuenta que la infección por salmonela es una preocupación común entre los que proporcionan alimentos crudos, y los padres de mascotas que piensan hacer la transición de su compañero a consumir alimentos crudos. También, es un problema para muchos veterinarios, y la cual es la razón por la que advierten a las personas acerca de los alimentos crudos para mascotas.

El potencial de contaminación por salmonela u otras bacterias patógenas es un hecho de la vida. El término "bacteria potencialmente patógena" en realidad describe más de 1 800 especies de bacterias que viven en muchas especies de mamíferos.

De los 53 tipos de salmonela que la mayoría de las veces se encuentran particularmente en perros, los dos serotipos más comunes son typhimurium y atanum.

La mayor parte del tiempo, los perros y gatos tienen salmonela de forma natural en sus tractos gastrointestinales, independientemente de lo que se les proporcione, y muchos alimentos procesados ​​contienen grandes cantidades de bacterias que las mascotas pueden combatir, a diferencia de las personas.7

Sus cuerpos están familiarizados con ella, ya que han evolucionado con una multitud de bacterias y virus durante miles de años.

Los estudios han demostrado que existe una prevalencia de 1 a 20 % de organismos de salmonela en las heces de perros sanos, y de 1 a 14 % en gatos saludables.8

Si una mascota desarrolla o no una enfermedad por la presencia de salmonela en el tracto gastrointestinal, depende de una variedad de factores. Estos incluyen la edad, el estado nutricional, la presencia de un trastorno o enfermedad, así como la administración de antibióticos, quimioterapia o glucocorticoides.

Las mascotas saludables pueden controlar significativas cargas bacterianas en los alimentos. El cuerpo de tu perro o gato está diseñado por la naturaleza para combatir cantidades considerables de bacterias familiares y extrañas — el tipo de bacterias que encontrarían al comer presas silvestres.

Los animales que son felices y están sanos tienen menos bacterias potencialmente patógenas (su carne es más saludable), lo que da crédito a la idea de que la carne que proviene de animales criados éticamente y de manera sostenible por los productores locales se prefiere mucho más en comparación con la carne obtenida a través de los horrores de las granjas industriales.

Hay dos razones por las cuales las mascotas carnívoras pueden manejar una carga bacteriana pesada: por su ácido estomacal y bilis. Sus estómagos son naturalmente tan ácidos, que no hay muchos organismos que puedan sobrevivir.

De igual manera, los perros y gatos producen una gran cantidad de bilis, que es tanto antiparasitaria como antipatógena. Si el ácido estomacal no mata a un patógeno, lo más probable es que la bilis lo haga.

Cómo Mantener a Tu Mascota a Salvo de una Infección por Salmonela

Si le proporcionas alimentos crudos, te recomiendo congelar la carne o las mezclas de carne en paquetes de porciones individuales durante al menos 3 días, antes de servirlas (3 semanas para el salmón). Descongélalos en el refrigerador durante la noche.

Utiliza técnicas seguras de manipulación de alimentos. Limpia y esteriliza todos los utensilios, tazones, superficies y equipo después de cada uso.

Desecha cualquier alimento crudo sin consumir, después de 30 minutos.

Es necesario tener un sistema digestivo fuerte y resistente para manejar una carga bacteriana y apoyar la función del sistema inmunológico. Tres medidas que puedes realizar para mantener el tracto gastrointestinal de tu mascota saludable, incluyen:

  • Minimiza el estrés fisiológico al proporcionar una alimentación balanceada apropiada para su especie (no hagas conjeturas para determinar si el alimento de tu mascota es nutricionalmente completo)
  • Reduce la cantidad de medicamentos que le suministras a tu mascota, incluidas las vacunas
  • Repobla su intestino durante y después de la terapia antibiótica con un probiótico; proporciona a tu perro o gato probióticos diarios para equilibrar la proporción de bacterias buenas y malas (microbioma intestinal).
  • Una enzima digestiva de buena calidad para mascotas ayudará a estimular el cuerpo de tu perro o gato, para aprovechar al máximo los alimentos que le proporcionas