Deshazte de Estas 5 Cosas Para Tener una Mascota Más Feliz y Saludable

Articulo Anterior Siguiente Articulo
Diciembre 28, 2016 | 4,982 vistas

Historia en Breve

  • Muchos dedicados dueños de perros no se preocupan mucho por la condición de los suministros de sus perros
  • Es muy probable que lo mejor sea tirar a la basura algunos de los accesorios que actualmente utilizas

Por la Dra. Becker

Tener un excelente cuidado del miembro canino de la familia significa poner atención a los pequeños detalles— cosas que ni siquiera te das cuenta que necesitan ser limpiados, reparados o desechados.

La revista veterinaria dvm360 proporciona algunos buenos consejos sobre los suministros relacionados con los perros, que probablemente necesiten "tirar a la basura inmediatamente" por el bien de la salud y bienestar de su perro (y el tuyo).

5 Cosas Que los Dueños de Perros Necesitan Desechar inmediatamente

1. Elimina Su Correa Retráctil

Probablemente, el vocablo ‘correa’ no sea una buena palabra para describir el cordón delgado utilizado en muchos dispositivos retráctiles. Además, el verdadero propósito de utilizar una correa es mantener a tu mascota a salvo y bajo tu control.

A menudo, las correas retráctiles hacen lo contrario, a menos que tengas un perro perfectamente entrenado.

Hay muchas razones para evitar o reconsiderar el uso de una correa retráctil, empezando por el hecho de que con este tipo de correa, tu perro podría llegar lo suficientemente lejos como para meterse en problemas o estar en peligro.

Además, las correas retráctiles son responsables de muchas lesiones tanto para perros como para las personas que pasean los perros— desde quemaduras superficiales y cortadas, hasta horrendas amputaciones.

En la mayoría de los casos, estos dispositivos también son totalmente contraproducentes para entrenar a un perro para caminar educadamente con correa. La misma naturaleza de las correas retractables les enseña a los perros a tirar de la correa para extenderla.

Está por demás decir, que este comportamiento de jalarla se repetirá siempre que el perro tenga una correa estándar.

Reemplázala con una correa plana de 6 pies

2. Elimina los Tazones de Plástico Para Agua y Comida

Los recipientes de plástico para agua y alimento son económicos y convenientes. Desafortunadamente, no solo son imposibles de desinfectar a fondo, sino que conforme el plástico comienza a descomponerse, podrían filtrar sustancias químicas tóxicas en la comida y agua de tu perro.

Además, en el plástico pelado podrían quedar atrapadas bacterias y aceites, los cuales podrían causar una irritación cutánea o algo peor.

Algunos perros pueden desarrollar una alergia a los materiales y colorantes que contienen los recipientes de plástico, y también han sido vinculados con las manchas producidas por lágrimas. Además, se conoce que los masticadores agresivos roen sus tazones en trozos pequeños y los tragan.

Reemplázalos con tazones de acero inoxidable, porcelana, o vidrio

3. Elimina los Collares Antiguos y Mal Olientes Que Ya No Ajustan Bien

El collar de tu perro es algo así como tu ropa interior. Lo usa todo el tiempo, y está muy cerca de su piel. Y si bien, la mayoría de las personas no pensarían en usar la misma ropa interior un día tras otro sin lavarla o reemplazarla alguna vez, muchos collares de perros nunca son lavados o reemplazados.

Es importante mantener limpio el collar de tu mascota para reducir el riesgo de que le cause una infección o dermatitis húmeda aguda en su piel.

Los collares viejos, descoloridos, los que tienen un olor desagradable y los que se han aflojado o apretado demasiado, necesitan ser eliminados.

 Reemplázalos con un collar nuevo

4. Elimina los Cortaúñas Sin Filo

Los cortaúñas no son la cosa más importante del día de un perro, pero algo que podría empeorar una mala situación es un par de cortaúñas desafilados. Si la superficie para cortar no está afilada, en vez de un corte rápido y limpio, los cortaúñas podrían aplastar y dividir la uña.

Esto no solo es incómodo o inclusive doloroso para tu perro, sino que tiende a poner— al humano en el otro extremo del cortaúñas— tenso. Tu perro, a su vez, capta tu estrés, lo que duplica el suyo.

En el peor de los casos, un corte de uñas estropeado por un cortaúñas desafilado podría hacer que tu perro salga corriendo de la habitación cada vez que los vea. Pronto, tu amigo canino tendrá garras en vez de uñas.

Reemplázalos con cortaúñas recién afilados o nuevos, o una herramienta giratoria accionada por baterías (por ejemplo, un pulidor para perros)

5. Elimina los Juguetes Rotos o Masticados

Muchos perros son destructores de juguetes. Y por desgracia, es fácil para un perro arrancar con sus dientes un pedazo de juguete o quitar el relleno y tragárselo. Si lo hace cuando no estas presente, es posible que ni siquiera te percates de que camina con un objeto extraño en su tracto gastrointestinal (GI).

Con suerte, la pieza de juguete será eliminada del cuerpo de tu perro cuando este defeque o vomite. Sin embargo, si se aloja en su garganta o en el tracto gastrointestinal, podría convertirse en una situación potencialmente mortal que requiera una cirugía costosa para poder eliminarla.

Es una buena idea revisar el contenido de la canasta de juguetes de tu perro de forma regular, y deshacerte de cualquier cosa que pueda representar un peligro de asfixia u obstrucción de su tracto gastrointestinal. También, recomiendo evitar juguetes potencialmente tóxicos.

Reemplázalos con juguetes reparados o nuevos que no sean tóxicos

Como tutor y guardián de tu perro, tu trabajo es mantenerlo seguro y saludable. Los cinco artículos enumerados anteriormente son peligros potenciales que inclusive muchos padres de mascotas jamás piensan en ello.

[+]Fuentes y Referencias [-]Fuentes y Referencias