Demencia: Un Problema Grave en Nuestras Mascotas - y Cómo Evitarlo

Articulo Anterior Siguiente Articulo
Febrero 18, 2017 | 3,642 vistas

Historia en Breve

  • En Gran Bretaña, más de un millón de mascotas sufren de demencia (trastorno cognitivo)
  • Los veterinarios del Reino Unido, advierten que un estilo de vida sedentario y una alimentación deficiente son los culpables
  • También en los Estados Unidos las mascotas desarrollan trastornos cognitivos, los expertos en veterinaria han creado maneras de medir este problema en perros y gatos
  • Junto con ejercicio frecuente, una alimentación nutricionalmente equilibrada y apropiada a la especie, hay muchas otras cosas que puedes hacer para ayudar a tu gato o perro maduros, a mantener una buena salud mental
  • Entre más pronto tú y tu veterinario identifiquen un trastorno cognitivo en tu perro o gato, hay mayores posibilidades de ayudarle a mantener la agudeza mental.

Por la Dra. Becker

De acuerdo con el Telegraph de Reino Unido, en Gran Bretaña una cantidad creciente de perros y gatos sufren de demencia, por lo que los veterinarios advierten a los propietarios de estas mascotas que un estilo de vida sedentario y una alimentación deficiente son los culpables.

Hay un constante aumento en el número de perros que muren a causa de este problema, y los gatos comienzan a manifestar "torpeza" y confusión.

Según los veterinarios, un estimado de 1.3 millones de mascotas en Gran Bretaña sufren demencia. Un tercio de los perros muestran signos de deterioro mental a la edad de 8 años y dos tercios a la edad de 15.

En gatos, se observa este problema en cerca de la mitad de los gatos de 15 años o más, y en una tercera parte de los gatos de entre 11 y 14 años.

El profesor Holger Volk, un destacado científico veterinario del Real Colegio de Veterinarios, dijo a Telegraph: "No creo que la gente se dé cuenta en realidad, de la seriedad de este problema".1 Él cree que la falta de actividad física y una alimentación de "comida barata" juegan un papel fundamental en la aparición de demencia en perros y gatos.

"Estamos viendo un incremento en la obesidad de mascotas", dice Volk. "Así como notamos problemas de salud entre las personas menos activas, nos encontramos con los mismos problemas en las mascotas que comen más y se ejercitan menos, lo que origina un posible incremento en la demencia".

Volk dice que los dueños de mascotas en los Estados Unidos tienen muy poco conocimiento de los problemas que promueven al permitir que sus animales de compañía se vuelvan sedentarios y tengan sobrepeso. Esta falta de conciencia hace que ignoren las señales de deterioro en la salud de sus mascotas.

Señales de Demencia en Perros y Gatos

De acuerdo con Telegraph, las señales de demencia en las mascotas incluyen:

Quedarse "atrapados" detrás de los muebles y necesitar ayuda para salir

Caminar en círculos

Olvidar lo que acababan de hacer, por ejemplo, saludar a su dueño, y de inmediato volver a hacerlo

Olvidar comer u olvidar que acaban de comer

Parase del lado de la bisagra de la puerta y no del lado del que abre

Tener problemas para encontrar su camino de regreso

"Apartarse" de actividades

Volk cree que la clave para prevenir o retrasar el inicio de la demencia es asegurarse de que las mascotas hagan ejercicio habitual y vigoroso. "Cuando las neuronas en el cerebro van en declive a la demencia, cuanto más ejercicio, más permanecerán activas", dice Volk.

También recomienda un cambio en la alimentación a comida para mascotas de alta calidad que contenga ácidos grasos.

Tasas de Demencia en Perros de los Estados Unidos

Aquí en los Estados Unidos, la demencia o síndrome de disfunción cognitiva (SDC) en perros y gatos ha estado, por al menos una década, en el radar de los investigadores, la comunidad veterinaria y muchos propietarios.

En los Estados Unidos cerca de una cuarta parte de los perros de 10 años o más, muestran signos de envejecimiento cerebral, y más del 60% de los perros muestran síntomas a la edad de 15 años.2 Sin embargo, perros jóvenes de hasta 6 años pueden comenzar a experimentar deterioro mental.

En un perro relativamente joven, es especialmente importante investigar una enfermedad o trastorno oculto, antes de diagnosticar una disfunción cognitiva relacionada con la edad.

En perros, buscamos uno o más de los siguientes cinco signos comunes de SDC:

  1. Incremento en la cantidad total de sueño en un período de 24 horas
  2. Menor atención al entorno, falta de interés, apatía
  3. Disminución de actividades específicas
  4. Pérdida de conocimientos previamente adquiridos, lo que incluye meterse a la casa sin permiso
  5. Ansiedad intermitente que se manifiesta mediante temor, jadeos, sollozos o temblores

Otros signos de deterioro mental son la falta de respuesta a las órdenes y/o problemas para escuchar, incapacidad de reconocer a personas conocidas y dificultad para desenvolverse en el entorno.

Hay tres factores principales que contribuyen a los cambios por envejecimiento cerebral, éstos provocan un deterioro gradual en el funcionamiento cognitivo: el estrés oxidativo ocasionado por el daño de los radicales libres, formación de lesiones en el cerebro y alteraciones en la disponibilidad de oxígeno y energía.

Se cree que el cerebro es más sensible a los efectos de la oxidación que otros tejidos del cuerpo. El daño cerebral causado a tu perro, por estrés oxidativo puede provocar, por ejemplo, una disminución en las facultades cognitivas, así como enfermedades cerebrales degenerativas parecidas al Alzheimer en los seres humanos.

El proceso de envejecimiento también implica la acumulación de depósitos de beta-amiloides en el cerebro. Estos depósitos consisten en proteínas que dañan los nervios, las cuales forman una placa. Esta acumulación de placa senil interfiere con la transmisión de señales cerebrales.

Cómo Se Mide la Disfunción Cognitiva Felina

Los gatos también pueden sufrir un deterioro de sus facultades mentales, y muchos veterinarios y expertos en felinos utilizan el acrónimo DISH para medir la disfunción cognitiva en gatos.

D = Desorientación. Los gatos con SDC pueden vagar sin rumbo, mirar fijamente las paredes y parecer perdidos o confundidos. También pueden no reconocer a los miembros de la familia algunas veces.

I = Interacciones sociales reducidas. Un gato con SDC puede parecer confundido cuando su guardián llega a casa al final del día. También puede mostrar menos interés en ser acariciado o sentado en el regazo de su dueño.

S = cambios en los patrones de Sueño. Un gato afectado puede dormir más durante el día y padecer insomnio a la hora de acostarse, razón por la que podría deambular por la casa y a menudo gritar sin razón aparente.

H = entrenamiento del Hogar. Los gatos con SDC frecuentemente pierden sus conocimientos de entrenamiento en el hogar. Sucede porque o se olvidan de la ubicación de la caja de arena o ya no están muy preocupados por su propia limpieza, o quizás un poco de ambas.

El SDC en los gatos no ha sido estudiado, por lo que no existe una explicación científica de las causas de este problema en los felinos. Sin embargo, se cree que en los seres humanos y los perros, es una enfermedad causada por cambios cerebrales relacionados con el Alzheimer (la formación de placas de beta-amiloides) o enfermedad cerebrovascular.

En los perros con SDC, se sabe que los cambios patológicos en el cerebro están muy asociados con la gravedad de los síntomas de la demencia, y es muy probable que sea de la misma forma en gatos.

10 Tips Para Que Tu Mascota Envejezca Manteniendo Su Agudeza Mental

Por suerte, hay muchas cosas que puedes hacer para ayudar a tu perro o gato a mantener una función mental saludable durante el mayor tiempo posible y así retrasar el inicio y progresión del deterioro cognitivo.

1. Brinda una alimentación nutricionalmente equilibrada y apropiada a la especie, que incluya grasas omega-3, como el aceite de kril, estas grasas son esenciales para la salud cognitiva.

El motor ideal para mascotas en madurez es una variedad saludable de alimentos vivos y frescos, que estén indicados para gatos o perros carnívoros.

2. Elimina todos los carbohidratos refinados (granos, papas y legumbres) para así permitir más espacio para proteínas de excelente calidad, que están llenas de aminoácidos importantes.

Eliminar los alimentos extrudidos (croquetas) significa que tu mascota no consumirá los derivados tóxicos del proceso de fabricación, incluidas las aminas heterocíclicas y las acrilamidas.

Puedes mejorar la digestión y la absorción de nutrientes mediante el consumo de alimentos menos procesados, sin mencionar una mejora en la microbioma de tu mascota, que está relacionada con el incremento de la salud cognitiva en los seres humanos.

3. Deja de vacunar y empieza a valorar los anticuerpos. Las vacunas no se "disuelven" a lo largo del tiempo, más vacunas significa más adyuvantes y metales pesados acumulados en el cerebro de tu mascota.

4. Mantén activa a tu mascota de forma física y mental con ejercicios regulares apropiados para su edad y condición física, la estimulación mental (rompecabezas y juguetes de lanzamiento y premio pueden ser favorables).

Asegúrate de que tu perro tenga oportunidades para socializar con otras mascotas y personas. Piensa en maneras creativas de enriquecer el entorno de tu gato al interior de la casa.

5. Bríndale suplemento de SAM (S-adenosil metionina) es una forma segura y efectiva de detener o mejorar el deterioro mental. Consulta a tu veterinario para saber la dosis correcta que tu perro o gato necesita. También hay productos comerciales de apoyo cognitivo.

6. Se ha demostrado que los triglicéridos de cadena media (TCM) mejoran el metabolismo energético del cerebro y reducen la acumulación de proteínas amiloides, las cuales provocan lesiones cerebrales en animales de compañía más viejos.

El aceite de coco es una rica fuente de TCM. Recomiendo ¼ de cucharadita por cada 10 libras de peso corporal, dos veces al día, como apoyo básico.

7. Otros suplementos a considerar son: el extracto de medusa, el resveratrol (fallopia japónica) que protege contra el daño de los radicales libres y los depósitos de beta-amiloide, el ginkgo biloba, el gotu kola y la fosfatidilserina — un suplemento nutricional que puede inhibir el déficit cognitivo relacionado con la edad. Consulta un veterinario para la supervisión de las dosis.

8. Mantén a tu mascota en un tamaño saludable — los perros y gatos con sobrepeso corren mayor riesgo de sufrir enfermedades a medida que envejecen.

9. Conserva la salud dental de tu mascota.

10. Recomiendo dos visitas veterinarias al año sin importar la edad, sin embargo es aún más importante en perros y gatos que están envejeciendo. Mantenerte al tanto de los cambios físicos y mentales de tu animal de compañía a medida que envejece es la mejor manera de notar con anticipación cualquier enfermedad en proceso.

Pídele a tu veterinario que realice un análisis de sangre para revisar la salud de los órganos internos de tu mascota y para asegurarse de identificar posibles problemas desde el principio. También hay un análisis de sangre que mide las grasas inflamatorias que desees considerar. Puedes encontrar más información en VRD Health.

Estas recomendaciones no serán demasiado útiles para una mascota con deterioro cognitivo en etapas avanzadas, por eso es tan importante diagnosticar y comenzar a tratar el problema lo más pronto posible.

La disfunción cognitiva es una enfermedad progresiva que no tiene cura, pero un pronto diagnóstico e intervención pueden retardar el deterioro mental y ofrecer a tu mascota madura una buena calidad de vida.

[+]Fuentes y Referencias [-]Fuentes y Referencias

  • 1 Telegraph, September 6, 2016
  • 2 dvm360 July 1, 2010