Mírame Pero No Me Toques

Este gatito feroz se divierte jugando sobre la cama de su dueño; persiguiendo y mordiendo su cola, ronroneando fuertemente y claramente demostrando que ahora esta es su cama.

Publique su comentario
Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo