¿Pueden los perros detectar las enfermedades? Este estudio lo demuestra

Análisis escrito por Dra. Karen Shaw Becker
perro detecta enfermedades

Historia en Breve -

  • Durante los últimos estudios sobre detección canina de cáncer, los beagles pudieron identificar el cáncer de pulmón al olfatear muestras sanguíneas con hasta un 97 % de precisión
  • Cuatro beagles fueron entrenados para distinguir la existencia de cáncer de pulmón a través del aroma de las muestras sanguíneas
  • Tres de los cuatro perros identificaron correctamente las muestras de cáncer con una sorprendente precisión
  • Los perros han sido entrenados para detectar diferentes tipos de cáncer, al igual que el "olor general a cáncer"; hasta la fecha, estos perros han detectado olores relacionados con el cáncer de mama, pulmón, próstata, colorrectal, tiroides, melanoma, linfoma, renal, así como carcinoma de células de transición
  • Este tipo de detección canina no es legal en los Estados Unidos, salvo que forme parte de un ensayo clínico, pero existen informes anecdóticos de perros que alertan a sus dueños sobre el cáncer

Los perros cuentan con un olfato extraordinario y pueden utilizar este sentido para ayudar a las personas a diagnosticar el cáncer. Durante los últimos estudios sobre detección canina de cáncer, los beagles pudieron identificar el cáncer de pulmón al olfatear muestras sanguíneas con hasta un 97 % de precisión, una hazaña impresionante y que podría posibilitar la detección temprana del cáncer.

La autora del estudio, Heather Junqueira, investigadora principal de BioScentDx, una compañía que utiliza la detección canina para desarrollar evaluaciones para detectar el cáncer, explico lo siguiente en un comunicado de prensa: “Aunque actualmente no existe una cura para el cáncer, la detección temprana ofrece una mejor esperanza de supervivencia. Una prueba altamente sensible para detectar el cáncer podría salvar miles de vidas y cambiar la manera en la que se trata esta enfermedad".

Los perros detectan el cáncer al olfatear muestras sanguíneas

Durante la primera fase del estudio, cuatro beagles fueron entrenados para distinguir la existencia de cáncer de pulmón a través del aroma de muestras sanguíneas. Los investigadores utilizaron una forma de condicionamiento conocida como entrenamiento con clicker para capacitar a los perros.

Con este entrenamiento, cuando el perro acata la orden deseada, se escucha un "clic", que le permite saber que está en el camino correcto. Tres de los cuatro perros identificaron correctamente las muestras de cáncer con una sorprendente tasa de precisión de aproximadamente el 97%. En especial, los resultados mostraron una precisión con "una sensibilidad del 96.7 %, una especificidad del 97.5 %, un valor predictivo positivo (VPP) del 90.6 % y un valor predictivo negativo (VPN) del 99.2 %".

Según los investigadores el cuarto perro, Snuggles, "no estaba motivado durante el entrenamiento", y como resultado obtuvo una precisión de un 80 % de especificidad y un 60 % de sensibilidad, los cuales representan un menor puntaje que los otros perros. Aun así, el estudio fue un éxito, al apoyar aún más la importancia de los perros para la detección de biomarcadores de cáncer.

"Este estudio prepara el camino para un proyecto de investigación a mayor escala diseñado para explorar la detección canina como una herramienta para detectar los biomarcadores de cáncer, lo que conduce a su identificación", anotaron los investigadores.

BioScentDx también participa en otras investigaciones, incluyendo un estudio sobre el cáncer de mama que determina si los perros entrenados pueden detectar el cáncer a partir de muestras de aliento. Asimismo, buscan aislar los compuestos biológicos detectables para los perros, lo que podría preparar el camino para las pruebas de detección basadas en dichos compuestos.

Los perros detectan el cáncer ovárico y de mama

Además del cáncer de pulmón, investigaciones anteriores descubrieron que los perros también eran capaces de detectar el aroma del cáncer en la sangre de las personas con cáncer ovárico, no solo al momento del primer diagnóstico sino durante el seguimiento (tres y seis meses después). Los perros indicaron respuestas positivas en 3 de cada 10 pacientes durante el seguimiento, y los tres tuvieron recurrencias.

Asimismo, In Situ Foundation está trabajando en la capacitación científica de perros para detectar el cáncer en etapa temprana y se ha involucrado con la Universidad de California-Davis para capacitar perros y ofrecer exámenes públicos de detección. In Situ, la cual es una fundación que se dedica a entrenar animales rescatados que no tienen un hogar, añadió lo siguiente:

“Los perros cuentan con una gran sensibilidad y especificidad, lo que significa que no tienen la tasa tan elevada de resultados falsos positivos que se puede observar en las evaluaciones actuales. Los falsos positivos causan biopsias, tratamiento y preocupación innecesarios.

En el 2006, nuestro estudio, el cual se publicó en el Journal of Integrative Cancer Therapies, una revista médica, demostró que los perros tienen una sensibilidad del 99 % para la detección temprana del cáncer de pulmón y un 88 % para la detección temprana del cáncer de mama. Esto es más preciso que una biopsia realizada con aguja”.

BioScentDx afirma que tienen perros entrenados para detectar tipos de cáncer específicos, al igual que el "olor general a cáncer", ya que muchos tipos de cáncer comparten un aroma común. Hasta la fecha, estos perros han detectado aromas relacionados con cáncer de mama, pulmón, próstata, colorrectal, tiroides, melanoma, linfoma, carcinomas renales y de células de transición.

¿Pueden los perros detectar esta enfermedad en cualquier persona?

En la actualidad, este método de detección canina no es legal en los Estados Unidos, salvo que forme parte de un ensayo clínico. BioScentDx ofrece kits de detección, con los cuales "participará en un estudio de investigación que ayudará a aumentar la conciencia y ampliar el uso de este tipo de detección canina en la medicina".

CancerDogs también ejecuta pruebas de detección a bomberos para que se realicen exámenes de detección con regularidad ya que tienen un mayor riesgo de desarrollar cáncer. A partir de enero del 2018, 30 000 bomberos han sido evaluados como parte de los ensayos de detección de cáncer de CancerDogs.

Aunque esto se considera como experimental y no reemplaza la atención médica, la esperanza es que los perros puedan ayudar a los bomberos a detectar el cáncer de manera temprana, lo que lleva a un tratamiento más exitoso. En última instancia, se espera que los perros algún día puedan detectar esta enfermedad en el público en general.

Además, no solo los perros entrenados pueden detectar el cáncer. Los dueños de mascotas también informaron que sus perros detectaron el cáncer. En 1989, los investigadores publicaron un informe de un perro que olfateó una lesión en el muslo de su dueño, en donde dicha lesión resultó ser un melanoma.

En el 2018, una residente de Wisconsin también indicó que su Siberian Husky, Sierra, la alertó tres veces sobre el cáncer ovárico que había desarrollado. Con el respaldo científico y los informes anecdóticos en aumento, si tu perro parece obsesionado con oler cierta parte de tu cuerpo, así como tu aliento o una mancha cutánea, puede ser importante prestar atención.

Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo
Publique su comentario