Los cambios desagradables que ocurren en una bolsa de croquetas

Escrito por Dr. Karen Shaw Becker
almacenamiento de comida para mascotas

Historia en Breve -

  • ¿Alimentas a tu mascota con croquetas? ¿Sabías que existen directrices de almacenamiento y porciones seguras que debes seguir?
  • En una bolsa de croquetas pueden ocurrir muchos cambios, pero ninguno de ellos es bueno, incluyendo la rancidez de la grasa, desarrollo de bacterias y hongos, agotamiento de nutrientes e infestación por ácaros debido al almacenamiento
  • La mayoría de las croquetas para mascotas también pueden presentar un sin número de problemas diferentes, que incluyen ingredientes de baja calidad, procesados y con alto índice glucémico, así como un procesamiento extremo que puede crear subproductos cancerígenos
  • Una alternativa mucho mejor y más conveniente, en vez de los alimentos para mascotas altamente procesados es proporcionar alimentos congelados, disponibles comercialmente, apropiados para su especie, balanceados en nutrientes, con proteína animal de alta calidad, humedad, grasas y fibra saludables, así como un contenido bajo o nulo de almidón

Si compras croquetas para tu gato o perro (algo que no recomiendo; enseguida más información al respecto), hay algunas cosas que necesitas saber sobre cómo manejar y almacenar los "alimentos de conveniencia" de tu mascota una vez que los compres y lleves a tu hogar:

  • Los enemigos de las croquetas para mascotas son el tiempo, calor, luz solar, humedad y oxígeno. Cuanto más tiempo permanezcan los alimentos almacenados en estantes (en la tienda o en tu casa), más se degradarán sus nutrientes.
  • Una bolsa de alimento para mascotas sin sellar y almacenada en una despensa o cochera a altas temperaturas, podría ser una receta para el desastre. Después de abrir el empaque, si permites que las croquetas para mascotas permanezcan en su empaque original en un área húmeda y cálida del hogar, habrá una alta posibilidad de que se desarrollen bacterias y hongos. Es mejor guardar las croquetas en su empaque original, sellado por la parte superior y luego almacenarlo en un recipiente hermético en el congelador. Lo ideal es utilizar los alimentos en los siguientes 30 días, después de abrir el empaque.
  • No proporciones alimentos para mascotas que hayan sobrepasado su fecha de vencimiento, e incluso mejor, una vez que abras la bolsa, desecha cualquier alimento restante luego de 30 días, ya que cuanto más viejo se vuelva, más se degradará y mayor será su probabilidad de contaminación. Por tales motivos, también recomiendo evitar comprar bolsas de gran tamaño a menos que puedas proporcionar toda la bolsa en 30 días, sin alimentar excesivamente a tu mascota.
  • No mezcles el alimento para mascotas viejo con nuevo. En el caso de que la bolsa de alimento más viejo contenga contaminantes, al transferirlo a una bolsa de alimento nuevo también podrías contaminar las croquetas nuevas.

La terrible realidad de los alimentos de conveniencia para mascotas

Por ejemplo, tan pronto como una bolsa de croquetas es abierta, las grasas alimenticias importantes comienzan a volverse rancias y consumir grasas rancias a largo plazo podría afectar negativamente la salud de tu mascota.

Además, debido a que el 99 % de las croquetas son procesadas en diversas ocasiones y a temperaturas muy elevadas, podrían inactivar efectivamente muchas de las vitaminas y minerales presentes en los alimentos; así que los fabricantes asumen que el producto final podría tener una gran deficiencia nutricional. Es por eso que, el paso final de la producción consiste en rociar una mezcla de nutrientes sintéticos, así como un potenciador de palatabilidad para tentar a tu mascota a consumir algo completamente artificial.

La mezcla de nutrientes sintéticos rociados contiene vitaminas económicas de grado alimenticio (que a menudo provienen de China y posiblemente estén contaminadas con metales pesados), incluyendo a los óxidos y sulfatos metálicos que podrían acelerar la oxidación de las grasas y finalmente dar como resultado grasas rancias en una fórmula que puede o no ser segura para proporcionar tan solo durante el lapso de una semana, después de abrir el empaque.

Por razones evidentes, el 99 % de las empresas de alimentos para mascotas no evalúan el lapso de duración de los nutrientes en sus productos una vez que se abren las bolsas, ya que la respuesta podría desincentivar la confianza y fe en sus productos.

Además, existe la gran posibilidad de desarrollo de bacterias oportunistas y micotoxinas en las croquetas para mascotas, y cuanto más tiempo se almacenen las croquetas, mayor será el riesgo para tu mascota y cualquier miembro de la familia que tenga contacto con el alimento. Las micotoxinas son hongos sin sabor ni olor que pueden tener consecuencias increíblemente perjudiciales, que van desde insuficiencia hepática hasta el cáncer.

Por si todo eso no fuera lo suficientemente malo, los ácaros por almacenamiento también pueden proliferar en las croquetas. Estos pequeños ácaros comienzan en silos de granos y logran llegar a alimentos secos, como cereales, granos y croquetas. Las mascotas pueden desarrollar una hipersensibilidad a los ácaros por almacenamiento, lo que puede producir picazón en las pieles inflamadas, pérdida de pelo e infecciones auditivas recurrentes.

¿Es posible que los ingredientes principales en los alimentos de tu mascota sean "picos de pollo" o algo peor?

Si bien, la mayoría de las croquetas están formuladas para cumplir con los requisitos nutricionales básicos de perros y gatos, en mi experiencia, no proporcionan una nutrición óptima ni adecuada para la vida de una mascota.

El problema comienza con la calidad de los ingredientes sin procesar utilizados para producir la mayoría de las croquetas para mascotas. Las plantas de transformación donde se elaboran las carnes y huesos de diversas fuentes sospechosas, incluyendo partes de vacas que no son aptas para consumo humano, huesos, sistemas digestivos, cerebros, ubres, piel, así como más piezas y partes que no se permiten en la cadena alimenticia humana.

La gran mayoría de los alimentos para mascotas están hechos con ingredientes rechazados por la industria alimentaria humana. También, es posible que empleen cadáveres de animales enfermos, carne caducada de supermercados (completa, junto con sus empaques de plástico y espuma de poliestireno), animales muertos en la carretera, animales del zoológico y, probablemente, animales de compañía sacrificados, incluyendo a caballos y otras mascotas [así es cómo aparecen los químicos de la eutanasia en el alimento para mascotas].

Enseguida se encuentra una descripción del proceso para convertir estos ingredientes sin procesar en alimento para mascotas, en un artículo de Slate titulado “A Dog-Eat Dog World”:

“Este material se pulveriza lentamente y se convierte en una gran mezcla de materia muerta y envases para carne. Luego se transfiere a un contenedor donde se calienta durante horas a una temperatura entre 220 [a] 270 °F. A temperaturas tan altas, la grasa y cebo flotan en la parte superior junto con cualquier compuesto o sólido liposoluble que es mezclado con ellos.

La mayoría de los virus y bacterias son destruidos. La grasa puede ser retirada, empaquetada y renombrada. La mayor parte de este material es denominado 'harina de carne y huesos'. Se puede emplear en alimentos para ganado, para mascotas o en fertilizantes... Prácticamente, no hay ninguna reglamentación federal que regule el contenido de los alimentos para mascotas.

... De hecho, el mismo sistema que no sabe si sus ingredientes principales son picos de pollo o partes de perro salchicha no puede garantizar realmente una nutrición adecuada para los perros que consumen estos alimentos”.

Hay una empresa de croquetas, Carna4, que se enorgullece de emplear carnes de animales criados humanamente, de fuentes éticas y sin nutrientes sintéticos provenientes de China (a diferencia de la mayoría de las marcas). Por lo tanto, si tienes que proporcionarle croquetas a tu mascota, te sugiero esta marca. Sin embargo, en general aún hay otros problemas con las croquetas, incluyendo la cantidad de almidón presente en estos alimentos.

¿Es la comodidad más importante que la salud a largo plazo de nuestras mascotas?

Como expuse anteriormente, la mayoría de las croquetas para mascotas producidas en masa son una mezcla de carnes, subproductos, así como vitaminas y minerales sintéticos de baja calidad.

Además, la mayoría de las croquetas contienen granos y almidones de maíz, trigo, arroz o papas que son transgénicos (GE) y tienen alto índice glucémico que tu perro o gato no requieren en su biología, los cuales pueden generar incrementos metabólicamente estresantes de insulina, glucagón y cortisol a largo del día.

De hecho, muchos tipos de alimentación populares sin granos tienen un índice glucémico más alto que las croquetas normales, debido a las cantidades excesivas de ingredientes con almidón (por ejemplo, papas, chícharos, lentejas, tapioca) que se utilizan en las fórmulas. Como sabemos, los carbohidratos se descomponen en azúcares, lo que puede promover padecimientos degenerativos como la diabetes, obesidad y el cáncer.

Peor aún, las proteínas y grasas de baja calidad utilizadas en la mayoría de las croquetas, cuando se procesan a altas temperaturas, crean subproductos cancerígenos, como las aminas heterocíclicas. La carne que se utiliza para elaborar croquetas para mascotas se somete al menos a cuatro procesos de cocción a altas temperaturas, lo que hace que su digestibilidad, capacidad de absorción y valor nutrimental en general sean bastante dudosos.

El bajo contenido de humedad de las croquetas también es problemático, en especial para los gatos. Las croquetas para gatos proporcionan solo alrededor de una décima parte de la humedad que los gatos reciben de sus presas, alimentos vivos e incluso alimentos enlatados comerciales, lo que puede generar un estrés significativo en sus riñones y vejiga. Los perros también son propensos a sentir mucha sed cuando se les proporcionan croquetas.

El alto contenido de carbohidratos de las croquetas, junto con una excesiva alimentación, también es un factor importante en el aumento de las tasas de obesidad en las mascotas.

Cómo eliminar el hábito de proporcionar alimentos de conveniencia a las mascotas

En los últimos 50 años, hemos aprendido de la manera más difícil que proporcionar alimentos con desequilibrio de nutrientes y biológicamente inadecuados no promueve la salud en las mascotas. De hecho, las enfermedades crónicas inflamatorias y degenerativas en los perros y gatos han alcanzado niveles epidémicos; además, el problema podría atribuirse directamente a su alimentación y estilo de vida.

Pero en esta época, la comodidad se ha vuelto algo muy importante. Es por eso que recomiendo que los dueños de mascotas eviten los alimentos para mascotas altamente procesados y, en cambio, opten por proveer alimentos reales, congelados, sin procesar o mínimamente procesados, elaborados con ingredientes de grado humano y biológicamente apropiados.

En la actualidad, docenas de empresas innovadoras proporcionan una amplia variedad de alternativas a los productos de "comida rápida" de baja calidad que la industria de alimentos para mascotas ha impulsado en los últimos 50 años.

Una de las mejores opciones para mascotas es una alimentación comercial sin procesar o ligeramente cocida y balanceada en nutrientes. Con el auge de esta categoría de alimentos para mascotas, la competencia se ha vuelto feroz, por lo que debe tener el mismo cuidado con las empresas de alimentos frescos (en términos de evaluación de reclamaciones) como lo haría con cualquier otra empresa. En otras palabras, ahora las empresas de alimentos frescos varían de terribles a impecables en lo que se refiere a ética, calidad, suficiencia nutricional y transparencia corporativa.

La buena noticia es que, actualmente existen muchas empresas que son éticas y realizan envíos a domicilio de productos personalizados de grado humano e incluso controlados por porciones. También, hay muchos minoristas independientes de alimentos para mascotas con negocios locales que están muy bien informados sobre estos temas y estarán felices de ayudarle a hacer la transición de la comida rápida de grado alimenticio (croquetas) a alimentos frescos de grado humano.

+ Fuentes y Referencias
Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo
Publique su comentario