El Coctel Que la Reina Abeja Utiliza Para Proteger de Enfermedades a Sus Bebés

Reina Abeja

Historia en Breve -

  • La abeja reina vacuna a sus crías a través de un proceso que comienza al comer
  • Ella consume una sustancia conocida como jalea real, que está creada con polen digerido y el néctar que las abejas obreras recogen cada día
  • Con el polen y el néctar, la abeja reina también recibe la exposición a las bacterias y patógenos que se encuentran en el ambiente de las abejas obreras
  • Cuando la abeja reina ingiere esta mezcla, digiere las bacterias y adquiere una proteína llamada vitelogenina, que se transporta a través del torrente sanguíneo y llega a los huevos en desarrollo.
  • Por lo tanto, los bebés son vacunados antes de nacer y llegan al mundo siendo inmunes a las enfermedades presentes en el ambiente.

Por la Dra. Becker

Las abejas melíferas son criaturas increíbles del mundo de los insectos, que ayudan a polinizar 87 de los 115 cultivos alimenticios principales. Las abejas transfieren el polen de planta en planta, lo que permite que éstas generen semillas y se reproduzcan. Sin las abejas, muchos de los alimentos que disfrutamos – desde las frutas cítricas y el brócoli hasta las almendras y el melón – dejarían de existir. Sin mencionar la miel cruda…

Sin embargo, su impresionante contribución al suministro mundial de alimentos es uno de sus muchos aspectos fascinantes. Si pudieras echar un vistazo a un panal de abejas melíferas, verías una sociedad altamente organizada, donde cada abeja realiza un papel muy específico para el bien general del panal.

La abeja reina (sólo hay una por panal) también tiene la función importante de transferir inmunidad a todos sus bebés y un nuevo estudio descubrió cómo se logra esta notoria hazaña.

Cómo la Abeja Reina “Vacuna” a sus Bebés

La investigación publicada en PLOS Pathogens encontró que las abejas reina inoculan a todas sus crías a través de un proceso que comienza al comer.1 La abeja reina pasa casi toda su vida dentro del panal y recibe los alimentos que le traen las abejas obreras.

Ella consume una sustancia conocida como jalea real, que está creada con polen digerido y el néctar que las abejas obreras recogen cada día. Con el polen y el néctar, la abeja reina también recibe la exposición a las bacterias y patógenos que se encuentran en el ambiente de las abejas obreras.

Cuando la abeja reina ingiere esta mezcla, digiere las bacterias y las almacena en un órgano similar al hígado (llamado el “cuerpo graso”). Entonces las bacterias se unen a una proteína llamada vitelogenina y son transportadas a través del torrente sanguíneo hasta los huevos en desarrollo. Por lo tanto, los bebés son vacunados antes de nacer y llegan al mundo siendo inmunes a las enfermedades presentes en el ambiente.2

Los investigadores esperan que su descubrimiento les ayude a proteger a las abejas contra las enfermedades conocidas por destruir los panales. Esperan poder replicar el proceso natural con un “coctel que las abejas comerían”. El coautor del estudio Gro Amdam de la Universidad del Estado de Arizona dijo a Discovery News:3

“Debido a que el proceso de vacunación ocurre naturalmente, este proceso sería económico y bastante simple de implementar. Tiene el potencial de mejorar y asegurar la producción de alimentos para los humanos”.

Desafortunadamente, las abejas no sólo están bajo el ataque de las bacterias y virus, sino también de las actividades humanas, como el uso de pesticidas. Discovery News reportó más a fondo:4

“Tan sólo durante las seis décadas pasadas, las controladas colonias de abejas melíferas de Estados Unidos disminuyeron de 6 millones en 1947 a sólo 2.5 millones actualmente".

El Fascinante Sistema de Castas del Panal de Abejas

La abeja reina representa sólo un miembro del panal, cuyo número se acerca a 80,000, dependiendo de la temporada. Las abejas obreras representan la mayor parte del panal y todas son hembras (aunque están inmaduras sexualmente y no son capaces de reproducirse).

Mientras que la abeja reina vive durante varios años, una abeja obrera vive alrededor de seis semanas en el verano y hasta nueve meses en invierno. Cada una se encarga de una serie de "tareas" durante su vida. De acuerdo con la Asociación Backyard Beekeepers:5

“Las abejas obreras toman una serie de tareas específicas durante su vida: señora de la limpieza; niñera; obrera de construcción; tendera; enterradora; guardia y finalmente después de 21 días, sale a recolectar polen y néctar.

Para las abejas obreras, toma 21 días pasar de ser un huevo a salir al exterior.

La abeja obrera tiene un aguijón punzante que ocasiona su muerte después de picar, por lo que sólo puede hacerlo una vez."

Cada panal también tiene entre 300 y 3,000 zánganos, que son las abejas macho que se mantienen con el objetivo de aparearse con la reina. Ésta sólo se aparea una vez (con varios zánganos) y luego es fértil de por vida, y pone 2,000 huevos al día. Si la abeja reina muere, las abejas obreras elegirán a una hembra joven para que tome su lugar y la crían alimentándola con jalea real. National Geographic reportó:6

“Este elixir permite que la obrera se desarrolle como una reina fértil. Las reinas también regulan la actividad de su panal, al producir sustancias químicas que guían el comportamiento de las otras abejas”.

Mientras que los zánganos no tienen aguijón, tienen un órgano sexual punzante y mueren después de aparearse. Las abejas macho también son expulsadas del panal en otoño, ya que sólo son necesarios para el apareamiento durante el verano.7

Las Abejas Melíferas Se Encuentran en Riesgo, He Aquí Como Puedes Ayudar

Desde 2006, los apicultores de Estados Unidos han perdido un impresionante 29.6 por ciento de sus colonias de abejas melíferas al año, debido a la enfermedad apodada trastorno del colapso de colonias (CCD por sus siglas en ingles). La condición ocasiona que las abejas se desorienten y dejen sus panales, para nunca regresar.

Los panales de todo el país han sido diezmados y mientras que no hay una causa definitiva, los pesticidas, virus, ácaros, hongos y antibióticos parecen desempeñar un papel.

El uso extendido de neonicotinoides, un tipo de insecticidas, parece ser especialmente dañino para las abejas y el año pasado un estudio de Harvard concluyó, “Los neonicotinoides probablemente son altamente responsables de desencadenar el CCD” en colmenas de abejas melíferas que previamente estaban saludables.

También se ha sugerido que el CCD podría debilitar la inmunidad de las abejas, lo que las haría vulnerables a otras infecciones y parásitos. Si te gustaría ayudar a las abejas en tu área, considera plantar un jardín que sea bueno para ellas. El Honeybee Conservancy recomienda:8

  • Reemplazar parte de tu pasto con plantas florecientes.
  • Seleccionar flores que crezcan a un solo nivel, como las margaritas o los cempasúchiles, que producen más néctar y son de acceso más fácil que las de dos niveles (como flor doble impatiens).
  • Plantar al menos tres diferentes tipos de flores para que el tiempo de floración sea más largo. Por ejemplo:
    • Azafrán, jacinto, borraja, caléndula y lila silvestre para la floración de primavera.
    • Bergamota, cosmos, equinácea, boca de dragón, digital y hosta, para el verano.
    • La zinnia, sedum, áster, avellano de bruja y vara de san José son flores tardías para el otoño.

Publique su comentario
Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo