Descubre los rasgos más extravagantes de tu mascota adoptiva - antes de adoptarla

refugio de mascotas

Historia en Breve -

  • Hoy es 30 de abril, lo que significa que es el Día Nacional de Adoptar una Mascota de Refugio
  • Hay muchas buenas razones para que tu siguiente mascota adoptada provenga de un refugio o haya sido rescatada: Una de las más importantes es que con ello salvarás una vida y liberarás un espacio en un albergue para recibir a otro compañero animal esperanzado y sin hogar
  • Existen muchas cuestiones que debes analizar cuando consideras adoptar una mascota en particular, así que asegúrate de tener una lista de preguntas para el personal del refugio de animales
  • Cuanta más información obtengas sobre la historia de tu posible perro o gato, mejor preparado estarás para ayudarle a hacer una exitosa transición de habitante de refugio a adorada mascota de la familia

Por la Dra. Karen Shaw Becker

Hoy es el Día Nacional de Adoptar una Mascota de Refugio, que se celebra en los Estados Unidos cada año el día 30 de abril para tomar conciencia sobre la situación de millones de perros y gatos sin hogar.

Si consideras incluir una mascota en tu familia, te invito a que visites los refugios y centros de rescate en tu área local. Es posible que muchos centros de rescate en línea también puedan brindar el servicio de envío, por lo que no debe desalentarte el lugar donde te localizas.

Hay tantos perros, gatos y otros compañeros animales valiosos que esperan tener un nuevo hogar, que espero que, en primer lugar, los futuros dueños de mascotas consideren la población de animales sin hogar en su área local.

Enseguida, no solo encontrarás doce buenas razones para adoptar una mascota de refugio, sino también seis preguntas esenciales que debes hacerle al personal del refugio de animales sobre cualquier mascota que consideres darle un hogar.

12 buenas razones para que tu próxima mascota adoptada provenga de un refugio

Cada perro o gato que no sea comprado en una tienda de mascotas o criador aficionado disminuye el problema de sobrepoblación de mascotas originado por la irresponsabilidad y la codicia.

Adoptar un perro o gato de un refugio donde no los sacrifican podría liberar espacio para mascotas de edad avanzada o con necesidades especiales, que quizás no encuentren un hogar nuevo antes de morir por causas naturales.

En la mayoría de los refugios hay muchas opciones de mascotas. Llegan de todas las edades, formas, tamaños, color de pelaje y mezcla de razas, y también podrías encontrar de raza pura.

De hecho, muchas razas tienen sus propias organizaciones de rescate, por lo que si estás interesado en una raza pura en especial, asegúrate de verificar tanto tu refugio local como las organizaciones de rescate por tipo de raza.

En comparación con el costo de comprar una mascota, adoptarla en un refugio para animales es relativamente económico. Y si consigues un perro o gato un poco mayor, hay una buena probabilidad de que ya esté completamente vacunado y esterilizado.

Adoptar una mascota mayor te permitirá evitar las etapas de crecimiento de un gatito o cachorro, que a menudo provocan frustración y requieren de mucho tiempo.

Adoptar un perro o gato adulto también evitará las suposiciones para determinar cómo se verá tu mascota cuando sea adulta--por ejemplo, que tamaño tendrá, grosor y color de su pelaje y temperamento.

En función de sus antecedentes, tu mascota mayor podría haber recibido entrenamiento en casa o para utilizar caja de arena, y saber comandos básicos de obediencia como sit, come, stay y down.

Muchos refugios y la mayoría de las organizaciones de rescate evalúan a cada mascota nueva que es admitida, para determinar características como su temperamento, si la mascota tiene aversión a otras mascotas o personas, si recibió entrenamiento en casa, de obediencia, etc.

Asimismo, muchas de estas organizaciones cuentan con recursos para ayudar a las mascotas que no hayan recibido entrenamiento o tengan problemas de comportamiento. De tal manera que, cuando adoptes una mascota de una de estas organizaciones, puedas saber más claramente que esperar de tu nuevo perro o gato cuando lo lleves a casa.

Además, muchos albergues y centros de rescate les brindan mucho apoyo a los nuevos dueños por medio de material acerca de su entrenamiento, típicos problemas de comportamiento, alimentación, limpieza básica y cuidados generales.

Incluso, en algunos casos hay líneas directas y gratuitas, a las que podrías llamar para preguntar sobre detalles del comportamiento, tratamiento y otras dudas.

Si tienes hijos y, en especial, si la nueva mascota es para un niño, adoptar un animal de refugio puede hacer que una persona joven concientice sobre la difícil situación de las mascotas sin hogar.

También, podría ayudarle a aprender a ser compasivo y responsable, así como lo maravilloso que es proporcionar un hogar permanente a una mascota que, de no ser así, viviría en una jaula, o sería sacrificada.

Una mascota mayor adoptada podría ser el compañero perfecto para una persona mayor. Muchos perros y gatos de mediana edad y mayores requieren menos esfuerzo físico y atención que los animales que son más jóvenes.

Una mascota adoptada podría enriquecer tu vida de muchas maneras. El amor incondicional y la lealtad de un perro o gato podría aliviar la depresión, soledad, reducir la presión arterial y darte una razón para levantarte cada mañana.

Tener un gatito dormido en el regazo se siente cálido y reconfortante. Un perro al que le encanta caminar o correr al aire libre podría ser el incentivo que necesitas para comenzar a hacer ejercicio de forma regular.

Tener mascotas proporciona un sin número de beneficios, y saber que salvaste a tu compañero peludo de un destino desagradable, hace que ese vínculo que comparten sea mucho más significativo.

6 preguntas que debes hacer en el refugio de animales

Al contrario de lo que algunas personas podrían pensar, no todas las mascotas de refugio tienen problemas. Sin embargo, cada animal abandonado tiene un pasado, por lo que cuanta más información obtengas en el refugio sobre la mascota que consideras adoptar, más preparado estarás para tomar las decisiones correctas en su beneficio.

¿Cuál es la historia de tu próxima mascota?

¿Cómo terminó en el refugio? ¿Fue recuperada como mascota extraviada, o el dueño anterior la entregó? En términos generales, el comportamiento de un animal que ha sobrevivido a la crueldad de las calles podría ser diferente al de una mascota de familia que fue abandonada.

Sería excelente contar con esa información para poder comprender mejor el comportamiento y entrenamiento que requiere tu nuevo perro o gato.

¿Se ha analizado su comportamiento?

La mayoría de los grandes refugios y organizaciones de rescate realizan pruebas básicas de comportamiento como parte de su evaluación de grado de adoptabilidad de los animales que reciben. Conocer qué tipos de pruebas se realizaron en tu futura mascota y sus resultados te ayudará a resolver las interrogantes sobre su entrenamiento, si decides llevarla a casa.

Algunos refugios realizan evaluaciones muy exhaustivas en el comportamiento de los perros, que van más allá de determinar su nivel de adoptabilidad, y podrían proporcionar información sobre si un perro en particular es adecuado para tu estilo de vida.

Por ejemplo, si el perro que te interesa es muy energético y buscas un perro faldero que no sea tan activo, es probable que se adapte mejor al hogar de otra persona.

Una evaluación extensa sobre el comportamiento y temperamento podría determinar el nivel de sociabilidad de un perro con otras mascotas, su grado de independencia y si es apto para un hogar con niños o de un solo adulto.

¿Tu posible futura mascota tiene un conocido historial de maltrato?

Si sabes o sospechas que un perro o gato fue maltratado antes de conocerlo, es importante que consideres dos cuestiones: No debes esperar que tenga un cambio repentino, y no debes contar con que cambie su comportamiento y exprese una confianza total. Toma tiempo ayudar a un animal que sufrió maltrato para que empiece a perder el temor y desarrolle confianza hacia los humanos de nuevo.

Con conocimiento, gran esfuerzo y compromiso, una mascota que fue maltratada anteriormente podría transformarse en un muy querido miembro de tu familia; sin embargo, no puede renacer y es importante que lo recuerdes siempre.

Las siguientes son algunas recomendaciones generales para crear un entorno seguro para un perro o gato que ha sufrido maltrato anteriormente:

  • Haz que se sienta amado y necesitado; comunícate claramente con tu mascota
  • No fuerces nada bajo ninguna circunstancia—deja que se adapte a su propio ritmo a su nueva vida y familia. Proporciónale un lugar seguro donde pueda estar solo cuando lo desee
  • Protégelo de lo que le produzca temor
  • Crea oportunidades para que sea exitoso y ayúdale a desarrollar seguridad en sí mismo
  • Proporciónale una alimentación nutricionalmente balanceada y apropiada para su especie y asegúrate de que haga mucha actividad física

La rehabilitación de una mascota maltratada es un gran desafío, porque estos animales han estado expuestos a circunstancias negativas que no podrán olvidar a pesar de tus mejores esfuerzos. Sin embargo, es importante tener esperanza, porque se pueden lograr progresos que le cambiarán la vida y no hay nada más gratificante.

¿Qué cuidados veterinarios ha recibido?

La mayoría de las organizaciones de adopción de animales hacen citas veterinarias para que las mascotas reciban un chequeo de salud antes de ser puestas en adopción. Los dueños adoptantes suelen recibir documentación que detalla los servicios de atención médica que el animal recibió durante su estadía en el refugio.

No es inusual que los refugios grandes se equivoquen al tratar excesivamente a los perros y gatos que tienen un historial médico desconocido, por lo que tu nueva mascota podría llegar a casa con una nueva incisión por esterilización o castración, desparasitada y/o excesivamente vacunada.

No obstante, algunos albergues han comenzado a reconocer que la vacunación excesiva en las mascotas rescatadas es un problema real e incluso sugieren hacer titulación en vez de aplicar vacunas innecesarias.

Muchos refugios recomiendan que los nuevos dueños lleven a sus mascotas con un veterinario para que les realice un examen en un período de tiempo específico a partir de la fecha de adopción. Algunas veces los veterinarios locales hacen acuerdos con los refugios para realizar exámenes gratuitos.

Si sientes que es posible que tu perro o gato haya sido excesivamente tratado en el refugio, te sugiero que también hagas una cita con un veterinario holístico o integrativo, quien podría recomendarte un protocolo de desintoxicación para ayudar a que tu mascota pueda recuperar su balance corporal.

¿Cuáles son los pasos para adoptar una mascota?

Los refugios y grupos de rescate aplican criterios muy diferentes, cuando se trata de investigar a las posibles familias adoptivas. Por ejemplo, algunos refugios le permiten a los adoptantes llevarse a la mascota a su hogar de inmediato.

Incluso, algunas organizaciones tienen un período de prueba, en el que puedes comprobar la compatibilidad antes de comprometerte a hacer la adopción. Otros requieren que esperes hasta que el animal haya sido esterilizado o castrado, desparasitado y/o vacunado en el refugio.

Algunas organizaciones requieren inspeccionar las casas antes de permitir que se lleven a una mascota; otros requieren que los posibles adoptantes lleven otras mascotas y a sus familiares al hogar para que se conozcan antes de completar el proceso de adopción.

¿Qué alimento le han proporcionado?

Algunos refugios envían a las mascotas recién adoptadas a los hogares con un suministro de los alimentos que se les proporcionó, pero si este no fue el caso de tu posible perro o gato, pregunta en el refugio con qué lo alimentaban y continúa dándole la misma alimentación durante al menos una semana o dos, una vez que esté en tu casa.

Probablemente debas hacer su transición a otra alimentación, de preferencia una que sea a base de alimentos crudos, nutricionalmente balanceada y apropiada para su especie, pero no es necesario que lo hagas desde el primer día.

Al principio, las circunstancias de la nueva vida de tu mascota a tu lado serán un poco abrumadoras y estresantes para ella, por lo que es mejor no sumarle un cambio de alimentación de inmediato.

Si consideras adoptar un perro, te recomiendo encarecidamente un programa llamado A Sound Beginning, que fue diseñado de forma afectuosa y especializada para ayudar a los perros rescatados y sus adoptantes a aprender a comunicarse de manera efectiva y formar un vínculo indestructible.

Si piensas integrar un gatito a tu familia, te recomiendo que veas mi entrevista con el experto en gatos, Jackson Galaxy, en la que explica el comportamiento felino y proporciona magníficos consejos sobre cómo sacar el mejor lado de tu mascota, en especial si has adoptado un gato con un historial de eventos traumáticos.

Publique su comentario
Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo