Hace que las células de tu mascota se mueran de hambre, incluso mientras proporcionan ciertos macronutrientes

proteina en los alimentos para mascotas

Historia en Breve -

  • La industria de alimentos procesados para mascotas está promoviendo la idea de que hoy en día los perros y los gatos pueden estar comiendo demasiada proteína
  • También promueven la opinión equívoca de que los carbohidratos - los cuales tanto perros como gatos no requieren de manera nutricional - son una mejor fuente de energía que la proteína
  • Otra ridícula afirmación de parte de la compañía Big Pet Food es que la comida que es rica en proteínas para mascotas está contribuyendo al aumento de las tasas de obesidad en perros y gatos
  • Al ofrecerles una opción tanto los gatos como los perros eligen alimentos ricos en proteínas y grasas bajas en carbohidratos
  • Es importante saber cuántos carbohidratos hay en los alimentos procesados de tu mascota. Pero es todavía más importante que tu perro o gato haga la transición hacia un régimen de alimentos frescos, equilibrados en nutrientes y apropiados para cada especie

Por la Dra. Karen Shaw Becker

Una de las preocupaciones más recientes de la industria de alimentos para mascotas es que los perros y los gatos consumen demasiada proteína. Y ¿cuál es su reacción a esto? Más carbohidratos.

Sí, no es broma.

De acuerdo con PetfoodIndustry.com:

"es probable que la tendencia actual de aumentar los niveles de proteína en los alimentos para mascotas no sea sostenible, por muchas de razones, y hacen falta más investigaciones para comprender los efectos que hay a largo plazo en la salud de los perros y gatos".1

Al parecer, no se refieren a los niveles de proteína de origen animal, ya que el hecho de que existan gatos y perros silvestres es toda la "investigación" que se necesita para comprender los efectos a largo plazo que tiene la alimentación alta en proteína animal en la salud canina y felina.

Si se refieren entonces a proteínas de origen vegetal, están en lo correcto: no hay una investigación que haya sido revisada por colegas científicos sobre los efectos a largo plazo de las fuentes de proteínas que sean biológicamente inapropiadas para la salud de los perros y gatos. La posible explicación a esto es que: se estima que la industria de las croquetas que son biológicamente inapropiadas generará la impresionante cantidad de 20 mil millones de dólares tan solo en este año.

Sin embargo, y a manera de anécdota, hay muchas pruebas de que alimentar a perros y gatos con comidas para las cuales sus cuerpos no fueron diseñados afecta en gran medida su salud a largo plazo y de una forma terrible.

Por fortuna, los perros y los gatos son unos de los animales más resistentes del planeta. Pueden sobrevivir alimentándose de comida que nunca fue diseñada para ellos. Sin embargo, no podemos engañarnos, la degeneración sí ocurre como resultado de una nutrición inadecuada. Es solo que los cambios son graduales y a menudo permanecen ocultos hasta que la enfermedad ya está en pleno desarrollo.

En mi opinión, hemos criado a docenas de generaciones de mascotas, cuya nutrición se ha puesto en riesgo, que sufren de enfermedades degenerativas relacionadas con deficiencias nutricionales.

La declaración oficial por parte de Big Pet Food dice que: las fórmulas con altas concentraciones de proteínas podrían estar contribuyendo a la epidemia de obesidad en las mascotas

En seguida les comparto la sorprendente revelación que tuvo un especialista en nutrición que trabaja para un fabricante de comida para perros:

"... [Aunque] la proteína es uno de los principales macronutrientes necesarios para las mascotas–de hecho, los aminoácidos en los ingredientes que tienen proteínas son necesarios para perros y gatos—en realidad no es una fuente idónea de energía, a diferencia de los otros dos macronutrientes: los carbohidratos y las grasas.

El exceso de proteína se almacena en el cuerpo en forma de grasa, por lo que los alimentos con altas concentraciones de proteína podrían estar contribuyendo al aumento de la obesidad de las mascotas si los dueños de mascotas los sobrealimentan ".2

Estoy de acuerdo en que la proteína no es una fuente de energía ideal: las proteínas (aminoácidos) son bloques de construcción para el cuerpo.

Sin embargo, la idea de que los carbohidratos son una mejor fuente de energía para los perros, y en especial para los gatos, es una tontería. La grasa es la mejor fuente de energía que la naturaleza puede ofrecer a los carnívoros, quienes en realidad no necesitan carbohidratos (en seguida hablo más de esto).

Los gatos en realidad necesitan mucha más proteína en comparación con otros animales. Los gatitos requieren proteína 1.5 veces más que los cachorros. Los gatos adultos necesitan de 2 a 3 veces la cantidad que requieren los perros adultos. Mientras que otras especies de mamíferos usan la mayor parte de la proteína que consumen para el crecimiento y el mantenimiento de su cuerpo, los gatos no solo la usan para eso sino que también la usan como fuente de energía.

Cuando otras especies llevan una alimentación baja en proteínas, sus cuerpos hacen ciertos ajustes para conservar los aminoácidos y así administrar la carencia. Pero el cuerpo de un gato debe seguir consumiendo proteínas incluso cuando no haya suficientes en su alimentación, es por ello que la desnutrición proteínica es común en los gatitos que están enfermos, heridos y anoréxicos.

Y ¿Qué pasa con a la afirmación del especialista en cuanto a que la alimentación alta en proteínas podría estar contribuyendo a la epidemia de obesidad de mascotas? Es ridículo. En todos mis años de práctica, y de vida en el planeta Tierra, nunca he visto o escuchado acerca de una mascota carnívora que engorde por comer demasiada proteína animal.

Son los carbohidratos los que hacen que los mamíferos estén gordos. Y aunque el exceso de proteínas no es saludable para ningún mamífero, debemos recordar cuáles son las especies que estamos nutriendo y cuál es la fuente y la calidad de las proteínas antes de hacer suposiciones.

Siempre ten en mente que las proteínas vegetales NO son lo mismo que las proteínas de origen animal

Es importante comprender que las proteínas de origen animal y las de origen vegetal no son formas de nutrición equivalentes para perros y gatos, a pesar de lo que muchos "expertos" en alimentos para mascotas y su industria nos quieran hacer creer. Además, la calidad de la proteína es variable en extremo, incluyendo a la proteína de origen animal.

Todas las proteínas tienen un valor biológico: su contenido de aminoácidos útiles. Los huevos tienen el valor biológico más alto con el 100 %. El pescado le sigue de cerca con el 92 % (aunque no recomiendo que las mascotas se alimenten principalmente de peces a diario). Las plumas, como te puedes imaginar, tienen un valor biológico de cero.

La soya, que es otro de los ingredientes favoritos de los productores de alimentos para mascotas, representa una nutrición muy pobre para las mascotas, aunque tenga un valor biológico relativamente alto con el 67%.

Tanto la soja como el maíz están incluidos en muchos alimentos comerciales y conocidos para mascotas porque proporcionan una forma económica para que los fabricantes aumenten el contenido total de proteínas en la información nutrimental impresa en la etiqueta.

Factores como la digestión y la asimilación no se miden en los alimentos para mascotas, por lo que los fabricantes pueden incluir otros tipos de proteínas que no cuentan con ningún valor biológico para los gatos o los perros. Aquí es donde entra la cuestión de la calidad.

Debido a que la industria de alimentos para mascotas permite que todo tipo de sobras de comida y desperdicios de las carnicerías sean utilizados como materia prima en alimentos para mascotas, puede ser difícil saber si la proteína que le estas dando a tu perro o a tu gato le ofrece aminoácidos biodisponibles o no.

Otra declaración descabellada: los carbohidratos son un "macronutriente esencial" para los perros y gatos

Contrario a lo que el especialista en nutrición nos quiere hacer creer, los carbohidratos no son un "macronutriente esencial", junto con la proteína y la grasa animal, para los perros y los gatos.

Ni la Asociación Americana de Funcionarios para el Control de la Alimentación(AAFCO por sus siglas en inglés) ni la Federación Europea de la Industria de Alimentos para Animales (FEDIAF por sus siglas en inglés) determinan que haya una necesidad de carbohidratos en los alimentos para mascotas, porque los perros y los gatos no tienen ninguna necesidad nutricional de consumir carbohidratos.

El hecho está en que las calorías de los carbohidratos deben ser menos del 10 % de las calorías totales que tu perro o gato consumen cada día, por lo que es evidente que no representan una fuente importante de energía en la alimentación.

Por desgracia, Big Pet Food tiene una ridícula historia de amor con los carbohidratos. El contenido de carbohidratos en alimentos para mascotas, en especial cuando se trata de las fórmulas libres de granos, a menudo contiene la cantidad doble que las mascotas requieren.

El exceso de carbohidratos se convierte en azúcar, la cual es una de las razones principales por las que el índice de obesidad, cáncer, diabetes y muchas otras enfermedades crónicas en perros y gatos están explotando.

Por otro lado, los perros y los gatos tienen tractos digestivos cortos que están adaptados para metabolizar la carne y la grasa animal, no granos y azúcares simples, incluyendo el almidón. Además, sus cuerpos carecen de las enzimas necesarias para digerir y absorber de manera eficiente los alimentos de origen vegetal.

Veamos qué escogieron los gatos y los perros al tener varias opciones

"Cuando se les ofreció a los gatos tres tipos de alimentos con distintos perfiles de macronutrientes, escogieron los alimentos ricos en proteínas y en grasas", comentó Terrence O'Keefe en un artículo para PetfoodIndustry.com

"Cuando se hizo un promedio del consumo total de los tres alimentos, se demostró que los gatos preferían de un 50 a 52 % las proteínas por su energía, las grasas de un 36 a 50 % por su energía y los carbohidratos de un 2 a 12 % por su energía.

En un estudio similar que ofrece tres tipos de alimento, los perros eligieron alimentos ricos en grasas y moderadas en proteínas. El resultado promedio de estas pruebas fue una preferencia del 30 al 38 % de proteína por su energía, del 59 al 63 % de grasa por su energía y del 3 al 7 % de carbohidratos por su energía".3

A partir de los resultados de éstos, y de otros estudios similares, está claro que tanto los gatos como los perros eligen de forma natural alimentos bajos en carbohidratos. Me arriesgo a sonar como un disco rayado pero eso se debe a que los alimentos bajos en carbohidratos son biológicamente apropiados para los caninos y felinos por ser carnívoros.

Cómo determinar la concentración de carbohidratos en los alimentos procesados de tus mascotas

Si te interesa saber saber qué porcentaje de los alimentos que le das a tu perro o gato están compuestos de carbohidratos, te diré que no encontrarás esa información en la etiqueta del paquete. Busca la "información nutrimental" en la bolsa de alimentos y aplica la siguiente fórmula:

100% - % de proteína - % de grasa -% de humedad -% de cenizas (si no está en la lista, usa el 6 %) =% de carbohidratos

La fibra no es digerible ya que no se descompone para transformarse en azúcar, por lo que no es necesario incluirla en la fórmula.

Un ejemplo de comida para gatos: Royal Canin Indoor Adult Dry Cat Food

100% – 27 % de proteína – 15 % de grasa – 8 % de humedad – 6 % de cenizas = 44 % de carbohidratos

Un ejemplo de comida para perros: Royal Canin Medium Adult Dry Dog Food

100 % – 23 % de proteína – 12 % de grasa – 10 % de humedad – 6 % de cenizas = 49 % de carbohidratos

En ambos ejemplos, la cantidad de carbohidratos excede por mucho la cantidad que un gato o perro es capaz de digerir y asimilar de manera efectiva. Y aunque no lo creas, la mayoría de las fórmulas procesadas y libres de granos son incluso más altas en carbohidratos que las fórmulas regulares como las de los productos de Royal Canin.

Si estás alimentando con alimentos procesados, puede que carezca de granos, pero no debe estar libre de carbohidratos, porque los carbohidratos son necesarios para hacer croquetas. Si miras la etiqueta del paquete, encontrarás ingredientes como papas, batatas, lentejas, guisantes (almidón de guisante), garbanzos, tapioca u otra (s) fuente (s) de carbohidratos.

Los alimentos para mascotas con grandes concentraciones de carbohidratos pueden provocar fluctuaciones de azúcar en la sangre, resistencia a la insulina, obesidad, diabetes y otros problemas de salud en las mascotas. El consumo de carbohidratos por encima de las necesidades diarias de tu perro o gato desencadena circunstancias dentro de las enzimas que llevan a almacenar el exceso como grasa corporal.

La alimentación biológicamente adecuada que te recomiendo

El objetivo debe ser imitar lo más cerca posible la alimentación ancestral. Recomiendo darle una alimentación nutricionalmente equilibrada y apropiada de acuerdo a su especie, esto quiere decir alimentos que contengan proteína animal, humedad, grasas saludables y fibra de alta calidad, con un contenido bajo o nulo de almidón.

En mi opinión, una alimentación cruda o hecha en casa nutricionalmente balanceada es la mejor opción para las mascotas, pero solo debes intentarlo si estás comprometido a hacerlo bien. Si no quieres lidiar con este proceso, una gran alternativa es darle un alimento crudo que ya haya sido balanceado y que esté disponible en el mercado.

Los alimentos liofilizados/deshidratados (y reconstituidos) le siguen como mejor opción. La comida enlatada de grado humano es una opción de rango medio, pero puede que sea difícil de encontrar.

Publique su comentario
Haga clic aquí y sea el primero en comentar sobre este artículo